En este nuevo artículo de nuestro blog os traemos información basada en evidencia científica acerca de los beneficios y propiedades de la ASHWAGANDHA, un adaptógeno con capacidad antiestrés, combatiendo así uno de los mayores problemas que nos encontramos hoy en día en nuestra sociedad, el estrés.

Cada vez más salen a la luz nuevos estudios que ponen en relieve las posibles consecuencias que acarrea el estrés a la hora de conseguir un objetivo nutricional, a nivel hormonal o en nuestra salud en general. Es por eso que hemos decidido hablar de este adaptógeno en nuestro blog.

El estrés y su impacto

Los cambios que que se vienen produciendo desde principios de siglo en nuestra sociedad han hecho que la vida cotidiana sea más rápida y frenética, con menos tiempo para el descanso y el disfrute. El aumento de las jornadas laborales, la continua interacción con las redes sociales, el ruido de las grandes ciudades, constantes presiones escolares, laborales… Todo ello ha contribuido a que la ansiedad y el estrés se planteen como un grave problema para la salud pública, mermando la calidad de vida de las personas.

El estrés se define como un estado de tensión mental/emocional/física que conduce a un bajo rendimiento y mala condición clínica, ya que la persona se siente nerviosa, ansiosa e incapaz de responder con normalidad a los estímulos de su alrededor. Esto puede conllevar a enfermedades como depresión, presión arterial alta, enfermedades cardíacas o alteraciones metabólicas con relevancia clínica. En este otro artículo de nuestro blog, hablamos de la relación que tiene el estrés con la pérdida de grasa y como este puede afectar negativamente a nuestro objetivo.

A diferencia de otras muchas enfermedades que cursan de manera ‘’silenciosa’’, este no es el caso. Muchas personas saben o intuyen que tienen estrés y cierto grado de ansiedad y reconocen que no es bueno para su salud, pero no son capaces de poner fin a esta situación.

El estilo de vida de nuestra sociedad nos lleva a ciertas enfermedades

Ashwagandha y los adaptógenos

Los adaptógenos son sustancias que mejoran la capacidad de una persona para hacer frente al estrés normalizando los procesos fisiológicos del cuerpo y ayudando a adaptarse a la rutina frenética de nuestro día a día. Uno de esos adaptógenos es la Ashwagandha.

La Ashwagandha, conocida con el nombre ‘’Withania Somnifera’’ es el adaptógeno más utilizado y ampliamente estudiado, con un gran volumen de literatura disponible basado en evidencia científica. Sus funciones son atribuidas a los componentes presentes en la hierba: withanólidos, sitoindosidos y otros alcaloides con importancia farmacéutica y medicinal, que se ha visto que protegen a las células contra el estrés oxidativo.

Ashwagandha es un adaptógenos

¿Qué efectos presenta la ashwagandha?

  1. Antiestrés

Varios ensayos clínicos en los que se utilizaban extractos de raíz de Ashwagandha en cantidades de 300 a 1000mg durante varias semanas mostraron como resultado una mejoría en el estrés, disminuyendo la cantidad de cortisol sérico. No solo podría ayudar a mitigarlo, también podría afectar a los síntomas asociados a este (ritmo cardíaco y presión sanguínea elevadas o la prevención de úlceras del tracto gastrointestinal por estrés), ayudando de manera directa e indirecta, lo que permite mejorar la calidad de vida y bienestar a la persona.

Ashwagandha como remedio antiestresante

Las investigaciones apoyan el uso de Ashwagandha como estabilizador del estado de ánimo en condiciones de ansiedad y depresión diagnosticadas clínicamente.

  1. Mayor fuerza y desarrollo muscular

La suplementación con ashwagandha también supone una mayor recuperación muscular, debido posiblemente a los efectos antioxidantes para combatir el daño de radicales libres, efectos antiinflamatorios y analgésicos.

Según uno de los meta-análisis revisados, la suplementación con Aswagandha podría mejorar el consumo máximo de oxígeno en personas deportistas y no deportistas con ingestas de 300 a 1000 mg al día en un periodo de 2 a 12 semanas, lo que se traduce en un incremento del rendimiento deportivo y menor riesgo de mortalidad y dependencia en adultos y ancianos.

Por otro lado, parece que la ashwagandha también podría aumentar los niveles de testosterona en hombres, propiciando un posible aumento de la masa muscular y fuerza.

  1. Efecto antidiabético e hipolipemiante

Los tratamientos más efectivos para la diabetes son aquellos que aumentan la sensibilidad a la insulina o la secreción de la insulina por parte del páncreas. Se ha visto que la ‘’Withania Somnífera’’ puede presentar ambas acciones de manera leve, por lo que puede ser un reemplazo natural para la terapia combinada actual, pero es necesario más trabajos para comprender su papel en la diabetes y para llegar a conclusiones claras.

Por otra parte, también se le atribuye una disminución significativa de colesterol total, triglicéridos, colesterol-VLDL y colesterol LDL.

  1. Antiinflamatorio

Esta planta tiene la capacidad de aumentar la eliminación de los radicales libres, que son la causa del estrés oxidativo y daño celular en nuestro cuerpo. A su vez y entre otros aspectos, estos son los responsables del estado inflamatorio de bajo grado que se produce en diversas situaciones como la obesidad, pudiendo ser la ashwagandha una terapia novedosa para prevenir y disminuirla evitando comorbilidades asociadas.

  1. Hormona tiroidea

Estudios realizados tanto en animales como en humanos, indican que la Ashwagandha tiene la capacidad de aumentar y normalizar los niveles de hormona tiroides que produce el cuerpo, por lo que se ha relacionado con mejoras en pacientes hipotiroideos subclínicos.

¿Es seguro suplementar con Ashwagandha?

Se cree que la ashwagandha es segura, pero no se han reportado estudios formales sobre su seguridad a largo plazo (> 3 meses). Sin embargo, estudios realizados en adultos con estrés y ansiedad con una duración de hasta 12 semanas, no reportaron ningún efecto secundario y mejoraron esta situación de estrés.

Debido a la falta de evidencia en personas con determinados estados fisiológicos, no debería ser usada por mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, niños pequeños o personas con enfermedades renales o hepáticas severa hasta que haya estudios que así lo avalen. De igual forma, no debería ser usado por personas con hipertiroidismo.

Es a destacar que no se ha informado sobre mutagenicidad ni genotoxicidad en su ingesta, y por lo tanto ha sido aprobada como uso seguro para el manejo de trastornos neurocognitivos, diabetes y artritis. Estudios de toxicidad aguda encontraron que la dosis letal 50 era de 1750-2000 mg en ratones albinos al día, en humanos, dosis de hasta 1250 mg son seguras.

¿Cómo tomar ashwagandha?

La dosis habitual es de 300-600mg al día de extracto de la planta, aunque las que se pueden tomar varían desde 300 hasta 1250mg/día, en una o dos tomas a lo largo del mismo. Sin embargo, no hay evidencia consistente que apoye que una mayor dosis se traduce en un mayor efecto.

describe la dosis de Ashwagandha necesaria para combatir el estrés

En adultos con problemas de insomnio una dosis de > 600 mg/día durante >8 semanas podría ayudar a mejorar el sueño.

No hay consenso acerca del tiempo en el que se puede estar ingiriendo ashwagandha de manera diaria, sin embargo, los diferentes ensayos clínicos muestran resultados positivos en un rango de 3 meses.

En cuanto a tipos de Ashwaganda, podemos nombrar especialmente a dos de ellos que podemos encontrar en el mercado: Sensoril (se extrae de la raía y las hojas) y KSM-66 (se extrae de la raíz, que es la forma en la que se consume de forma tradicional).

Después de haber analizado la evidencia científica actual podemos afirmar que la ashwagandha es uno de los adaptógenos que cuenta con mayor literatura científica a sus espaldas, y a pesar de que muchos de sus efectos no están totalmente aclarados, parece que tiene un efecto comprobado como tratamiento contra el estrés, la ansiedad y las consecuencias derivadas de estas.

Esperamos que este artículo te haya ayudado a informarte sobre la ashwagandha y sus posibles beneficios. Si tienes cualquier duda sobre el tema o piensas que se nos ha olvidado comentar cualquier cosa, estaremos encantados de poder ayudarte respondiéndote un comentario en este artículo o contactando con nosotros.

Bibliografía

  1. Cooley K, Szczurko O, Perri D, Mills E, Bernhardt B, Zhou Q, Seely D. Naturopathic Care for Anxiety: A randomized controlled trial ISRCTN78958974. PLoS One, 2009 [Consultado 12 Nov 2021]; 4(8): e6628. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC2729375/
  2. Ling Cheah K, Norhayati Noor M, Yaacob Husniati L, Rahman Abdul R. Effect of Ashwagandha (Withania somnífera) extracto on sleep: A systematic review and meta-analysis. PLos One, 2021 [Consultado 12 Nov 2021]; 16(9): e0257843. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC8462692/
  3. Kumar Sharma A, Basu I, Singh S. Efficacy and Safety of Ashwagandha Root Extract in Subclinical Hypothyroid Patients: A double-blind, randomized placebol-controlled trial. J Alter. Complement. Med, 2018 [Consultado 12 Nov 2021]; 24(3):243-248. Disponible en: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28829155/
  4. Pérez Gómez J, Villafaina S, Carmelo Adsuar J, Merellano Navarro E, Collado Mateo D. Effects of Ashwagandha (Whitania somnífera) on VO2 máx: A systematic review and Meta-Analysis. Nutrients [Internet]. 2020 [Consultado 12 Nov 2021]; 12(4):1119. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7230697/
  5. Pratte M, Nanavati K, Young Virginia, Morley C. An Alternative Treatment for Anxiety: A Systematic Review of Human Trial Results Reported for the Ayurvedic Herb Ashwagandha (Withania somnífera). J Altern Complement Med [Internet]. 2014 [Consultado 12 Nov 2021]; 20(12): 901-908. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4270108/
  6. Singh N, Bhalla M, De Jager P, Gilca M. An Overview on Ashwagandha: A Rasayana (Revujenator) of Ayurveda. Afr J Tradit Complement Altern Med [Internet]. 2011 [Consultado 12 Nov 2021]. 8(5): 208-213. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3252722/
  7. Wankhede S, Langade D, Joshi K, Sinha Shymal, Bhattacharyya S. Examining the effect of Withanisa somnífera supplementation on muscle streght and recovery: a randomized controlled trial. J Int Soc Sports Nutr [Internet]. 2015 [Consultado 12 Nov 2021]; 12: 43. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4658772/
  8. Chandrasekhar K, Kapoor J, Anishetty S. A Prospective, Randomized Double-Blind, Placebo-Controlled Study of Safety and Efficacy of a High-Concentration Full-Spectrum Extract of Ashwagandha Root in Reducing Stress and Anxiety in Adults. Indian J Pshychol Med [Internet]. 2012 [Consultado 12 Nov 2021]; 34(3): 255-262. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3573577/
  9. Ifeanyi Chukwuma C, Matsabisa M, Auwal Ibrahim M, Erukainure O, Chabalala M. Medicinal plants with concomitant anti-diabetic and anti-hypertensibve effects as potential sources of dual acting therapies against diabetes and hypertension: a review. J. Ethnopharmacol. [Internet]. 2019 [Consultado 12 Nov 2021]; 235: 329-360. Disponible en: https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0378874118339278?via%3Dihub